Barruntando: la marca creativa y auténtica que agota existencias

Barruntando ha logrado convertirse en una marca creativa de reconocido prestigio entre su clientela, con una personalidad auténtica, y por eso merece la pena que la conozcamos. Su especialidad en la cerámica ha convertido sus productos en el fiel reflejo de que la imaginación sigue siendo uno de los aspectos mejor valorados. ¿Cómo puede reconvertirse un mercado tan típico como el de la cerámica? ¡Vamos a descubrirlo!

El secreto del éxito de esta marca creativa

La empresa está formada por un grupo de chicas que tienen un denominador común: su pasión por la cerámica artesana. Sus laneros comenzaron a venderse en Etsy y hoy en día podemos encontrarlos en todo tipo de tiendas. Poco a poco, fueron desarrollando su propia filosofía de negocio mezclando dos factores de vital importancia: originalidad y simpatía.

Originalidad y calidez como pilares fundamentales

Si vemos cualquiera de sus creaciones parece lógico deducir que estas artesanas siempre intentan sacarle una sonrisa a la persona que las ve. A destacar igualmente su decidida apuesta por el movimiento, por renunciar a las líneas rectas y por decorar de forma acertada cada pieza.

¿Sabes cómo lograr un relato que identifique tu marca y la haga única?


CONOCE NUESTRO PROGRAMA SHERPA SHEREZADE
CONOCE NUESTRO PROGRAMA SHERPA SHEREZADE

Sus productos para decorar una mesa o sus macetas son solo dos ejemplos de cómo es posible seguir creando objetos imprescindibles sin caer en la política del más de lo mismo. Pero sería ingenuo pensar que su éxito se debe a sus productos. No se trata de lo que hacen, sino de cómo lo hacen. La marca logra contar muy bien qué la inspira, cómo interpreta el mundo y qué valores defienden a capa y espada.

Barruntando es, por lo tanto, un soplo de aire fresco que merece nuestra atención si queremos decorar nuestra casa o negocio de una forma totalmente distinta, pero sin renunciar nunca al estilo. Además de una marca creativa, osada y admirable por su capacidad de cambiar la forma de entender el mundo de la cerámica.

 

Imagen: www.barruntando.com

Carlota Organic y cómo ser visionario a la hora de emprender

Carlota Organic es una marca, pero también la conversión de una oportunidad en éxito. Esta iniciativa supo reconocer a tiempo el auge de la comida orgánica y anticiparse. Y es que ser visionario a la hora de emprender es un binomio necesario a la hora de alcanzar el éxito.

Anticipar la oportunidad

Las tendencias, de un tiempo a esta parte, apuntaban maneras, y esta empresa emprendedora supo verlo. Las nuevas generaciones ponen el foco en cómo es lo que comen más que en su aspecto. Buscan la calidad frente al precio y practican el consumo responsable. Las nuevas generaciones están comprometidas con el planeta, dibujando un escenario en el que la cultura de marca orgánica se ha hecho un hueco importante.

La ideóloga de la comida lista para servir

Si te estás preguntando qué es lo que diferencia a Carlota Organic del resto de marcas de comida orgánica es la calidad de sus recetas. Se trata de comida preparada y envasada, lista para calentar y servir. En definitiva, comida saludable y sabrosa al instante.
Cremas de legumbres, de verduras, diferentes recetas con la quinoa como protagonista o, incluso, varios tipos de fabadas, son algunos de los productos estrella de esta marca. Una marca que certifica el origen de sus materias primas, apuesta por recetas saludables y atractivas, y por precios competitivos.

Una marca que apuesta al valor

Su relato basado en el compromiso con el medio ambiente y con la cultura saludable se traslada a cada acción de la marca. Como en el diseño de la web, donde se puede ver un sello que reconoce la importancia del consumo de productos ecológicos en España, que se sitúa como uno de los principales consumidores de Europa y del mundo.
El número de veganos y de vegetarianos crece cada año y Carlota Organic ha sido construida como una marca dispuesta a ayudar a las personas a consumir comida saludable, fresca y amigable con el medio ambiente.

¿Cómo ser visionario a la hora de emprender? Mirando a tu alrededor, el emprendimiento perfecto está frente a tus narices, esperando ser descubierto.

 

¿Quieres que tu emprendimiento se proyecte hacia el largo plazo?


DESCUBRE TU RELATO DE MARCA CON NUESTRO PROGRAMA SHERPA EMPRENDE >>
DESCUBRE TU RELATO DE MARCA CON NUESTRO PROGRAMA SHERPA EMPRENDE >>

La marca personal única de Megan Jayne Crabbe

Tu historia es tu marca. Basta solo con mirar a Megan Jayne Crabbe, quien ha sabido hacer de Bodyposipanda su marca personal. En sus redes sociales verás que de vez en cuando comparte imágenes de ella antes y después de superar una enfermedad que la vio en las peores condiciones: la anorexia. La mayoría de los comentarios y mensajes privados que recibe son positivos, de gente agradeciéndole que cuente su experiencia y mostrándose orgullosos de su valentía.

Claro que también hay espacio para las críticas que cuestionan a Megan Jayne por engordar y así estropear su cuerpo. Ella, fiel a sí misma, decide contestar de forma respetuosa y sin ningún tipo de miedo, dándonos a todos una gran lección de confianza en nosotros mismos. Porque no se puede agradar a todos, ¿no?

Una interpretación del mundo inspiradora

La marca personal única de Megan es un ejemplo para el mundo, ya que la anorexia es una de las enfermedades más complicadas de superar y ha logrado transformarla en una vivencia inspiradora, que le permite dejar una huella en las personas que no están conformes con su cuerpo o transitando la enfermedad. Tal y como la propia Megan Jayne explica, lo que de verdad es importante no está a la vista.

En una de sus publicaciones asegura que la felicidad no es simplemente una talla. Afirma que ha perdido demasiado tiempo creyendo que esto era así, y ahora no va a dejar que otros sigan sin saber que deben ser felices tal y como son. Uno de los mensajes más bonitos que verás de la creadora de Bodyposipanda es que la libertad mental es lo más importante.

Sin lugar a dudas, Bodyposipanda cuenta con un relato que es una verdadera lección de vida, que le permite conectar con su audiencia desde el plano emocional. Un relato que hace que su marca personal deje una huella en la mente de sus seguidores y -sobre todo-en sus corazones.

¿Sabes cómo lograr un relato que identifique tu marca y la haga única?


CONOCE NUESTRO PROGRAMA SHERPA SHEREZADE
CONOCE NUESTRO PROGRAMA SHERPA SHEREZADE

Relato de marca o storytelling…¿por qué debo trabajarlo antes de emprender?

¿Has escuchado hablar del relato de marca o storytelling? ¿Sabes que es lo primero que debes trabajar como emprendedor pero aún no entiendes por qué? Piensa en las marcas de telefonía móvil. ¿Qué determina que un cliente pertenezca al clan Apple o al clan Samsung? Puede que ambas empresas busquen fabricar productos de vanguardia, de excelente calidad, valorando los pixeles de la cámara, la capacidad de almacenaje y la velocidad del procesador. Pero hay mucho más detrás de sus productos.

Aquello que verdaderamente enamora a sus clientes es el relato que hay detrás de cada uno de tus productos o servicios. Un relato de marca o storytelling que logra que su público se identifique con una marca (y no la otra) y que establezca una conexión emocional, que incluso puede mutar en un amor para toda la vida. Una historia que condensa su interpretación del mundo y que amalgama a todos sus empleados bajo una misma bandera.

Las claves para establecer una conexión emocional 

Las marcas despiertan emociones en las personas. El camino hacia una marca poderosa inicia con un proceso consciente y reflexivo previo a la acción, que permite sentar las bases de la marca, definir y poner en palabras conceptos que se relacionan directamente con su razón de ser, su posición en el mercado, su punto de dolor y sus talentos. En esta instancia, la ventana de Johari (Link a artículo Mag 1) aparece como una de las herramientas que pueden ayudar conocer la cara oculta de tu marca, definir sus rasgos identitarios, atributos de marca y potencialidades.

El relato es el siguiente paso. Toda marca tiene una historia que merece ser contada. Una historia que la atraviesa, que salpica cada una de sus acciones y amalgama a sus empleados bajo unos valores, creencias y una interpretación del mundo. Es un discurso que la dota de carácter, una herramienta que la diferencia del resto. Porque, en definitiva, cada marca exitosa es única e irrepetible.

¿Sabes cómo lograr un relato que identifique tu marca y la haga única?

CONOCE NUESTRO PROGRAMA SHERPA SHEREZADE


Haz clic aquí
Haz clic aquí

Para ganar, a veces, hay que perder

Un relato de marca storytelling te permitirá conectar con tu cliente desde el plano emocional. Hará que se identifique con su propuesta, sus ideales, creencias y valores. Y hará que muchos no. Pero ¡no te preocupes! Eso significa que estás haciendo las cosas bien, porque en lo que respecta a marcas, debes perder clientes para ganarlos.

Sí, eso mismo. Una marca fuerte, con carácter propio, no agradará a todos, pero si tu marca tiene una personalidad única y es fiel a sí misma, los clientes que la elijan pasarán a formar parte de tu clan, se pondrán la camiseta de tu marca y serán fieles embajadores de tus productos o servicios.

¿Qué tan lejos te hará llegar el relato de tu marca?

¿Todavía peleas por el precio? Incluye la marca en tu estrategia

¿Todavía peleas por el precio? Para ganar, incluye la marca en tu estrategia

Que tu negocio prospere en un ecosistema de alta competitividad como el actual es posible. Sí, es cierto que la pelea está reñida, pero hay empresas que han alcanzado la cumbre y han hecho base allí y su estrategia para lograrlo no se basó necesariamente en bajar sus precios sino, muchas veces, en subirlos. Demostraron que hay otras formas de ascender. Y ahora, ¿te imaginas lo que significaría para tu negocio no tener que pelear cada día por el precio? 

Puedes pelear por el precio. Pero hay otras formas de triunfar 

Tendemos a pensar que nuestros clientes miran siempre el precio, pero lo cierto es que no siempre sucede. Hay muchas ocasiones en que el precio no es en absoluto determinante en la decisión de compra. De hecho, las grandes compañías pocas veces entran en la guerra por los precios y si lo hacen, adoptan esta estrategia de forma residual. Dime, ¿imaginas a Nike anunciándose como la empresa que hace las zapatillas o la ropa deportiva más barata? Esta es una compañía con los suficientes recursos como para ganar en una batalla de precios bajos, pero ha elegido poner precios altos. Porque ha sabido dotar a sus productos de algo más, de un valor único: una marca con un sólido relato. Sí, Nike no solo tiene una marca con visibilidad muy alta, sino que en ella encierra un relato basado en la filosofía del esfuerzo y la superación. Es un relato que se respira en toda su comunicación y gracias a la cual, la empresa se ganó su lugar en la cumbre. 

De acuerdo. Nike es una empresa enorme con la que te cuesta identificarte. Así que te contamos el caso de un pequeño negocio que pudo verse arrastrado a una guerra de precios… y supo librarse de la batalla.

El panadero que se salvó de la ruina subiendo el precio del pan

Paco es un artesano, un auténtico sabio del pan. Es panadero, hijo y nieto de panaderos y su pequeño negocio funcionaba razonablemente bien. No iba a enriquecerse, pero le permitía mantener a su familia, también involucrada en la panadería.

Y sucedió que, en plena crisis, a unos pocos metros de su establecimiento apareció una de las famosas panaderías low-cost que se montaron por media España. Era pan de baja calidad y de factura industrial; no era bueno, pero resultaba comestible y se vendía a precios bajísimos. Tan bajos, que Paco tuvo claro desde el primer minuto que jamás podría competir contra ellos. Hasta ese momento, él había estado ofreciendo panes muy convencionales, convencido de que su clientela no quería gastar demasiado en ese producto. Si ahora tenían la oportunidad de comprar más barato… ¿qué podría hacer él? Desde luego, no podía bajar el precio de esa mercancía sin arruinarse. Entonces fue cuando decidió cambiar de estrategia. ¿Bajando los precios? Al revés: subiéndolos. 

Paco entendió que, si había familias que necesitaban comprar barras de baja calidad y precio mínimo, también había otra parte del vecindario que cada vez cuidaba más su alimentación y que reclamaba un pan de calidad. Y fue cuando despertó al artesano que tenía dormido dentro de sí: compró las mejores harinas, elaboró panes con toda la paciencia que necesitan los buenos productos y comenzó a ofrecer esas nuevas elaboraciones, mucho más caras que las anteriores. Su triunfo en el barrio fue definitivo. 

Hoy, el nombre de su panadería se ha convertido en sinónimo de buen pan y de elaboración cuidada porque su marca vende mucho más que panes: vende calidad. Pero eso no es lo realmente importante. Lo que resulta esencial es que el precio del tiket medio en su establecimiento se ha incrementado notablemente y que, con ello, las horas que la familia dedica a trabajar son mucho más rentables. 

VENDE MÁS UTILIZANDO UN BUEN STORYTELLING DE VENTASmejora tus ventas y haz que tu equipo comercial deje de pelear por el precio

¿Subir los precios para poder competir mejor?

¿Imaginas hacer algo así en tu negocio?, ¿te imaginas subir tus precios para poder competir? Paco, nuestro amigo panadero, no lo hubiera hecho jamás en condiciones normales. Fueron las circunstancias las que lo obligaron a analizar la realidad su entorno, a buscar sus mejores talentos (que los tenía infrautilizados) y a plantearse una estrategia diferente… y ganadora.  

Nosotros te animamos a hacer ese mismo proceso: mirar a tu alrededor, estudiar tu empresa y, en función de los resultados, definir una estrategia. Siempre hay alguna que te puede sacar de la pelea por el precio. Cuando la tengas, ya estarás en condiciones de dar un último paso: planificar el modo en que vas a llegar a la cumbre.

Sheedo, la marca de papel plantable

Si te gustan las historias en las que los protagonistas son jóvenes emprendedores, productos únicos e innovadores y, además, existen los componentes de la creatividad y el éxito: la historia de Sheedo es la que te tenemos que contar.  Existen un sinfín de marcas que inspiran, que son diferentes al resto y esta es una de ellas. La marca creada por emprendedores que no superan los 25 años y que quisieron hacer historia.   Soñaban con crear una marca única, dotándola de un relato original y sostenible, de amor por nuestro planeta y por los seres vivos que habitan en él. Así, revolucionaron la industria papelera.  

Sheedo, el papel que da vida 

¿Imaginas poder usar un papel que ya no se tira a la basura, sino que se planta? Es posible gracias a los cuatro jóvenes que están detrás de Sheedo. La marca que puso sus ojos en los regalos promocionales, creando un papel sorprendente que podía ser plantado.  Daban salida a la necesidad de hacer regalos promocionales cumpliendo los requisitos de este tipo de productos: la originalidad y lo sorprendente de los mismos. ¿Acaso no te sorprendería si recibieras un regalo promocional que podrías plantar en lugar de tirar?  El algodón residual es el material que está detrás de lo que la marca defiende como una experiencia inolvidable. No es para menos si tienes en cuenta que un simple papel proporciona a quien lo recibe la posibilidad de crear vida. Ese es el verdadero espíritu de la marca, una cultura de marca sólida que atraviesa todo lo que hace.   

Sheedo, una de las marcas que inspiran por su crecimiento además de originalidad 

No obstante, debes saber que Sheedo no es solo la proveedora de este papel plantable. A lo largo del tiempo han sabido conquistar otros horizontes gracias a su cultura de marca, poniendo a la venta otro tipo de productos sumamente atractivos como las bolsas plantables, los bombones de semillas o sus kits de siembra.  Todo un universo, este de Sheedo, para quienes buscan regalos originales. ¿Imaginas este tipo de regalos en una boda? Es el momento de la originalidad y el compromiso, y de hacer algo por el medio ambiente. Imagen: sheedo.es

Juanita Banana, la divertida marca de moda con identidad propia

Maravilla Muñoz ha conseguido situar en el mapa a Priego de Córdoba gracias a Juanita Banana, una firma de ropa que ha logrado sorprendernos a todos colocando una de sus prendas en las páginas de la prestigiosa revista Vogue, «la Biblia de la moda» según esta joven diseñadora y empresaria que también hizo sus pinitos en el mundo de la fotografía y el diseño gráfico.  

Sus innovadoras camisas con estampados tropicales, sus faldas, camisetas, vestidos y chaquetas podemos encontrarlas ya en Barcelona, Madrid, Málaga, Sevilla, Córdoba, Almería, Burgos, Rota, Santiago de Compostela, Palma de Mallorca, Cádiz y Zaragoza. A finales de 2014, la artista cordobesa decidió embarcarse de lleno en su proyecto de moda y desde entonces no ha parado de crecer. 

El éxito de su marca se debe al relato que la atraviesa y a su carácter único. Sus padres, quienes trabajaron en la industria textil toda su vida, tuvieron que recortar plantilla tras la crisis que azotó España en el 2000. Principalmente, porque las marcas deslocalizaron su producción a otros países como China, Hong Kong, México, India o Bangladesh. Una tendencia hoy asociada a la contaminación y a la explotación laboral.  

Contrariamente a las marcas de moda rápida, Maravilla afirma que Juanita Banana busca “ser color y no un número”. Con tan solo dos manos es capaz de producir hasta 200 prendas al mes. Las tiradas de cada modelo están seriadas, para que cliente sepa cuántas prendas como esa hay y viva la experiencia de usar una prenda única en el mundo. Una marca muy comprometida con la producción sostenible y tradicional, que aspira a lo diferente, a la valoración del trabajo artesanal y a la originalidad.

¿Sabes cómo lograr un relato que identifique tu marca y la haga única?

Marcas que enamoran por su singularidad 

Juanita Banana, el alter ego de Maravilla, es una de esas marcas que enamoran por su singularidad y los valores que trata de representar. Es una firma que defiende a capa y espada valores como la ética responsable y la sostenibilidad. Principios que aprendió viendo a sus padres dirigir una fábrica industrial de confección de camisas en su localidad natal. La empresaria cordobesa, de hecho, trabaja a destajo ocupándose de cada detalle para conseguir que su comercio local y responsable siga siendo viable a largo plazo. 

Y no son pocas las dificultades que encuentra para ello. Principalmente, dar con talleres en España que acepten sus producciones reducidas que hagan posible el crecimiento de la marca. La industria textil hoy en día solamente apuesta por grandes cantidades fabricadas en serie. 

Juanita Banana es un ejemplo de proyecto que logra conectar con su público gracias a un relato de esfuerzo incansable, superación y valores bien definidos.

Aitor Sánchez y Mi Dieta Cojea. Un ejemplo de marca personal que funciona.

Una generación que empezaba a perder la cabeza por todo lo considerado como saludable, la era digital, un poco de carisma y cosas que contar con fundamento. Esta ha sido la receta de Aitor Sánchez para hacerse con toda una marca personal. El secreto que debes conseguir si quieres correr la misma suerte. 

Muchos componentes, además de estar en el sitio adecuado en el mejor de los momentos, para este nutricionista de origen albaceteño. Todo un experto en dietas y autor de Mi dieta cojea. Una persona con una formación brillante cuando además confiesa estar en permanente formación con el objetivo de no quedarse atrás. ¿Quieres saber el secreto de este nutricionista convertido en marca? 

Aitor Sánchez y el adiós a algunos mitos

Una de las cosas que ha caracterizado a este nutricionista es su capacidad para conectar con su audiencia. El carisma es la herramienta que utiliza para llegar a ellos, ofreciendo algo que no es muy fácil de encontrar en las redes: honestidad, franqueza y ganas de compartir el conocimiento adquirido después de años y años de estudio, sin nada a cambio. Ha sabido sumar adeptos desmintiendo y desmontando mitos. Cuestionando a muchas mayorías y desmarcándose de creencias que hemos oído todos.

¿Sabes cómo lograr un relato que identifique tu marca y la haga única?

En el contenido de su web https://www.midietacojea.com/aitor-sanchez/se encarga de desmentir mitos y fobias, como la necesidad de desayunar. Según este nutricionista, no pasa nada si un día te saltas la primera comida de la mañana.

La importancia de la carne en una dieta, lo inocuo de algunas bebidas alcohólicas como el vino o la cerveza o las lindezas de los lácteos son algunas afirmaciones históricas en el mundo de la nutrición. Creencias que Sánchez se ha encargado de construir un relato basado en desmentir filias y fobias. Más de las primeras que de las segundas, a tenor de la legión de seguidores en sus redes sociales. 

¿Preparado para seguir a Aitor Sánchez? Si lo estás, prepárate para oír cómo asegura que el desayuno no es la comida más importante del día. Lo son la comida y la cena. Prepárate para oír como desmiente verdades o falsas creencias con las que has crecido y que incluso habrás defendido.

Cómo integrar la marca en tus estrategias de empresa

Decimos que la marca es una huella trasversal porque está presente en todo lo que la empresa hace. Descubramos justo cómo hacer para integrar la marca en todas las acciones de la empresa.

La marca es una promesa

Una promesa que se le hace al consumidor, a los empleados, incluso a los proveedores. Es la herramienta que te permitirá conectar emocionalmente con tus stakeholders. Aquello que hará que te elijan por sobre otras marcas y que te recomienden.

Las marcas más exitosas son las que han logrado desarrollar una cultura de marca sólida, coherente y de una sola pieza. Y precisamente esa es la manera de integrar la marca a tus estrategias de empresa: de principio a fin, teniendo en cuenta su realidad, desarrollando un relato que dé continuidad a todo lo que la marca hace, definir unos objetivos y la estrategia, y ejecutar un plan que permita afianzar ese proceso.

Tus empleados

La marca no crea únicamente clientes leales. También crea empleados leales, guiados por un marco, unos valores y unas creencias que identifican con la marca. La marca les ayuda a comprender el propósito del negocio, su razón de ser. Aquello que hace que la empresa funcione todos los días y el motivo por el que se levantan cada mañana.

Ni más ni menos, tu marca está en los uniformes de tus empleados, en la atención al público y en cada respuesta ante una queja…y por supuesto, ante un halago. ¿Qué hay de ti? ¿Has logrado que tus empleados se enamoren de tu marca?

¿Sabes cómo lograr un relato que identifique tu marca y la haga única?

CONOCE NUESTRO PROGRAMA SHERPA SHEREZADE


Haz clic aquí
Haz clic aquí

El packaging

La marca también está en el packaging de tus productos. Por eso es sumamente importante que sea el resultado de un proceso previo, consciente. La comunicación y el marketing son fundamentales, pero ¿cómo serás capaz de tomar decisiones sin antes definir quién eres?

Piensa en Mommus, una marca de quesos sin leche, libres de crueldad animal, que está revolucionando la forma en la que consumimos este alimento. Mooma, en vez de promocionar sus productos adoptando los mismos nombres utilizados por la industria láctea, trabaja desde la oposición.

En vez de “Queso crema”, como describen las etiquetas de los productos de consumo habitual, el de Mooma reza: “Este no es un queso crema”. Y, según ellos mismos explican, no lo es porque a diferencia de los demás, su producto no debe su existencia a la explotación de ningún animal y no adiciona conservantes ni químicos. Una acción que no pudieron haber tomado sin antes decidir las bases de su marca, sus creencias y valores.

Tu marca: tu día a día

Desarrollar una cultura de marca fuerte es tan importante porque convivirás con ella todos los días y dará un marco a tus acciones. Piensa en una marca que se define como sostenible: ¿crees que utilizará papel en sus oficinas? O, ¿comprará insumos a un proveedor que no apoya el comercio justo?

Piensa en aquello que hace a tu marca única, construye un relato poderoso y aplícalo a todas las actividades de la empresa. Solo entonces transfiere su esencia a las redes, a las estrategias de venta, a la hora de capacitar a tus empleados y de fidelizar a tus clientes.

La marca debe reflejar la promesa que está haciendo, en todo momento y en todo lugar. ¿Qué está prometiéndole tu marca al mundo?

Haz que tu marca conecte. Solo así podrás dejar de pelear por el precio.

Las grandes compañías ven más allá de lo concreto. No venden productos o servicios, sino su propia interpretación del mundo. ¿Por qué alguien decide gastar 60.000 euros en un Rolex? El hecho es que no están comprando meramente un reloj, sino un estilo de vida extremadamente lujoso, un símbolo de influencia y de poder. Y no hace falta irse a casos extremos: el hipster que elige desayunar tostadas con aguacate, la señora que solo compra zapatos Camper, el cuarentón que se decanta por una Harley, la mamá que siempre elige la tienda Eco del centro… Se trata de marcas con un discurso que conecta emocionalmente con su público, independientemente de su tamaño.  

¿Te imaginas lo lejos que podría llegar tu negocio si lo dotaras de una personalidad única, si tuvieras seguidores en lugar de compradores? 

Para alcanzar el éxito, hay que saber perder 

Por diferentes que sean, hay algo en común entre las marcas que logran alcanzar el éxito: su carácter único. En ellas hay una personalidad poderosa que atraviesa todo su modo de actuar, dotándolo de sentido y de carácter. ¿Qué es la motocicleta Vespa sino una insignia de libertad y elegancia?  

Si nos fijamos, una marca y una secta tienen más puntos de contacto de los que imaginamos: Desarrollan una visión de la realidad tan sólida y coherente en sí misma que se convierte en elemento de culto y fácilmente logra la adhesión de una comunidad entera. Logran llegar al corazón de su público y establecer relaciones profundas que exceden los límites de lo concreto. Sus clientes, o sus fieles seguidores, son personas dispuestas a predicar “la palabra” de la marca como si de una religión se tratase.  

¿Qué sería de Vans si solo vendiera artículos de deportes? Sus fieles sienten devoción por el estilo de vida que representa, por su cultura de skate y de snowboard. Promueve eventos como “Go Skateboarding Day” y el conocido “Warped Tour”, un festival de música y deportes extremos. Un espíritu que posiblemente no logrará convertir a un hombre de oficina en los sesenta.  

Por eso las marcas también entienden que, para crecer, hay que perder. Porque una marca con un carácter fuerte toma decisiones, se posiciona frente a un tema, ama un estilo de vida y no se siente reconocido con otros. No pueden agradar a todo el mundo, y conviven con ello, porque saben que son sus rasgos identitarios los que se ganarán el rechazo de muchos, y a la vez, la fuerte adhesión de tantos otros.   

Apostar por reforzar tu relato te alejará de la pelea por el precio 

 Hay algo que estas marcas tienen en común: son diferentes. Fieles a su estilo, únicas. Y ahí está la clave. Para dejar de pelear por el precio tienes que definir los elementos identitarios de tu marca, dotarla de carácter y hacerla crecer a través de lo que la hace diferente. Porque es eso justamente lo que atraerá a tu comunidad.  

 Analiza tu negocio. Inicia un proceso de introspección que te ayude a concretar qué la define, qué la hace única, qué le gusta, qué cuestiones apoya y qué otras no. Por ejemplo, si tu empresa fuera una persona, ¿cómo se vestiría?, ¿sería urbana o rural?, ¿qué deporte practicaría?, ¿qué valores defendería?  

Y a partir de ahí podrás comenzar un nuevo camino. Te encontrarás frente la posibilidad de definir unos objetivos y de diseñar una estrategia que te permita llevar ese relato al corazón de tu público, buscando alternativas que se ajusten a la realidad de tu marca y a su identidad. ¿Ya sabes cómo hacerlo? Lee el siguiente artículo.

VENDE MÁS UTILIZANDO UN BUEN STORYTELLING DE VENTASmejora tus ventas y haz que tu equipo comercial deje de pelear por el precio

Apostar por reforzar tu relato te alejará de la pelea por el precio 

 Hay algo que estas marcas tienen en común: son diferentes. Fieles a su estilo, únicas. Y ahí está la clave. Para dejar de pelear por el precio tienes que definir los elementos identitarios de tu marca, dotarla de carácter y hacerla crecer a través de lo que la hace diferente. Porque es eso justamente lo que atraerá a tu comunidad.  

 Analiza tu negocio. Inicia un proceso de introspección que te ayude a concretar qué la define, qué la hace única, qué le gusta, qué cuestiones apoya y qué otras no. Por ejemplo, si tu empresa fuera una persona, ¿cómo se vestiría?, ¿sería urbana o rural?, ¿qué deporte practicaría?, ¿qué valores defendería?  

Y a partir de ahí podrás comenzar un nuevo camino. Te encontrarás frente la posibilidad de definir unos objetivos y de diseñar una estrategia que te permita llevar ese relato al corazón de tu público, buscando alternativas que se ajusten a la realidad de tu marca y a su identidad. ¿Ya sabes cómo hacerlo? Lee el siguiente artículo.