Carlota Organic, la marca que están reinventando las conservas vegetales

Carlota Organic es una marca, pero también la conversión de una oportunidad en éxito. Esta iniciativa supo reconocer a tiempo el auge de la comida orgánica y anticiparse. Y es que ser visionarios y emprender es un binomio necesario a la hora de alcanzar el éxito.   Las tendencias, de un tiempo a esta parte, apuntaban maneras, y esta empresa emprendedora supo verlo. Las nuevas generaciones ponen el foco en cómo es lo que comen más que en su aspecto. Buscan la calidad frente al precio y practican el consumo responsable. Las nuevas generaciones están comprometidas con el planeta, dibujando un escenario en el que la cultura de marca orgánica se ha hecho un hueco importante. 

Carlota Organic, la ideóloga de la comida lista para servir 

Si te estás preguntando qué es lo que diferencia a Carlota Organic del resto de marcas de comida orgánica es la calidad de sus recetas. Se trata de comida preparada y envasada, lista para calentar y servir. En definitiva, comida saludable y sabrosa al instante.  Cremas de legumbres, de verduras, diferentes recetas con la quinoa como protagonista o, incluso, varios tipos de fabadas, son algunos de los productos estrella de esta marca. Una marca que certifica el origen de sus materias primas, apuesta por recetas saludables y atractivas, y por precios competitivos. 

Más allá de la cultura de marca 

Su relato basado en el compromiso con el medio ambiente y con la cultura saludable se traslada a cada acción de la marca. Como en el diseño de la web, donde se puede ver un sello que reconoce la importancia del consumo de productos ecológicos en España, que se sitúa como uno de los principales consumidores de Europa y del mundo.  El número de veganos y de vegetarianos crece cada año y Carlota Organic ha sido construida como una marca dispuesta a ayudar a las personas a consumir comida saludable, fresca y amigable con el medio ambiente.

Entradas recomendadas